Hogar

Cosas que los hijos jamás olvidan de sus padres

El sueño de todo padre es ver que sus hijos puedan cumplir sus sueños. Que al llegar a la adultez sean personas responsables con la capacidad de aportar en la construcción de un mundo mejor. No obstante se desgastan en avizorar un panorama que es imperdible. ‘

Por más que algunos padres sostenga que una buena educación pasa porque sus hijos les obedezcan, hay otros factores que terminan fortaleciendo su personalidad y madurez. 

Esta forma de pensar termina por formar jóvenes rebeldes que en un futuro serán adultos con diversidad de problemas emocionales. La crianza debe ser completa, sincera que permita al niño poder desarrollar habilidades que en el futuro serán vitales en un mudo cada vez más complejo.

Muchos padres tiene enfrentamientos con sus hijos que más que un aliado para la vida termina encontrando su enemigo número uno. Es fundamental que se cree un vínculo familiar capaz de generar la confianza necesaria para que el niño se sienta parte de algo que más allá de protegerlo, es su lugar de paz.

La niñez es una de las etapas más importantes de nuestra vida. Sentamos los bases para tener una mente sana. Por ende mucha de las acciones cometidas por los padres marcan de manera indeleble en el corazón del niño, ya sea de forma positiva o negativa. Por lo que muy importante que los padres tomen conciencia del impacto de sus acciones en la vida del niño.

Estas son algunas de esas conductas que los hijos pocas veces olvidan

El maltrato es recuerdo que perdura en los hijos

Obviamente ninguna relación de padres e hijo es intachable, siempre van a existir momento de tensión como en toda relación entre personas. Por más que se quieren evitar la situación de estrés siempre van a estar presente. 

La clave está en como enfrentar esas situaciones extremas, muchos padres llegan a pensar que la violencia es la forma de hacer valer su postura por encima de la del resto, ignorando la opción del diálogo.

Puede que esta sea la salida más fácil en el momento, pero a la larga causara una relación rota. Generando en el futuro un joven con problema de autoestima que buscara siempre a otras personas antes que a sus padres, ya que pueden desencadenar un sentimiento de rencor que los alejara de ellos.

Además este contexto lleva al niño a sentir dos emociones fuerte. Por un lado el amor a sus padres y el otro el odio que este puede desarrollar tras frotarse por no ser comprendido.

Recuerda que estás formando a otro papá 

hijos hijos

La mayoría de los padres repiten la forma de enseñar de sus antecesores. Es posible que sin querer en la adultez siga repitiendo los patrones que aprendió de sus padres, ya que esa es la manera que esa persona concibe al mundo. De ti depende de que tenga inteligencia emocional en su adultez.

La valoración de la familia por parte de los hijos

Hay momento que los niños recuerdan y atesoran en su corazón, uno de ellos es cuando se sienten importante para su familia. Se sienten importante cuando sus logros son reconocidos y valorados por sus seres más queridos. 

La navidad para ellos es una fecha importante fecha emblemáticas como la navidad, ya sea con pocos regalos, lo que realmente hay que enseñarle a valorar la unión y tradición familiar.

Los padres deben predicar con el ejemplo, mostrarle a sus hijos el valor de la familia y como debe ser cuidada para que comprenda lo que esta le puede aportar a su vida. Una buena crianza garantiza un adulto funcional que se siente orgulloso de su familia.